mayo 26, 2024
El tiempo
Política

Aprueban estudiar si es viable arreglar con el Pfoea el suministro de agua de ‘Pinichi’

La corporación municipal ha acordado de manera unánime estudiar la posible inclusión en las próximas obras del Plan de Fomento del Empleo Agrario (Pfoea) de la solución a los cortes del suministro de agua que sufren los vecinos y vecinas de la barriada San Francisco de Écija, las populares ‘Casitas de Pinichi’.

A propuesta del Grupo municipal de IU-Podemos Écija, el pleno municipal ha decidido incluir en los próximos proyectos del antiguo PER la sustitución integral de la red de abastecimiento de la barriada, previo estudio de viabilidad técnica planteado por el Grupo municipal del PP, una enmienda aceptada por IU-Podemos.

La sustitución de las redes de alcantarillado y abastecimiento de agua en las ‘Casitas de Pinichi’ es una reclamación vecinal desde hace al menos dos años. Ante la negativa de la empresa responsable del suministro de agua, AquaCampiña, a realizar esas obras, alegando que no entran dentro de sus competencias, IU-Podemos Écija ha reclamado financiación pública para solucionar esos problemas.

La propuesta de la confluencia es destinar fondos del Pfoea a esa obra de arreglo, de modo similar a como se hizo en el pasado mandato municipal en la barriada Santa Ana. “Es injusto que estas familias tengan que pagar el arreglo de las conducciones exteriores a sus viviendas”, opina el concejal de IU-Podemos, Eligio García Jódar, “porque además se trata en su mayoría de personas mayores, jubiladas y sin recursos”.

A eso se une el hecho de que las conducciones en mal estado son viejas, ya que la barriada se construyó en los años 60 del pasado siglo, y están construidas con fibrocemento, un material que la normativa europea insta desde hace años a retirar por considerarla perjudicial para la salud.

El PP, en el Gobierno local, ha añadido una enmienda más a la propuesta aprobada a instancias de IU-Podemos para reclamar a la empresa responsable del suministro de agua potable que cumpla “sus obligaciones legales de mantener las redes de suministro”.

“A nosotros nos da igual quien haga la obra; hay un problema en la barriada y, desde luego, no la pueden asumir los vecinos y vecinas de ‘Pinichi’”, concluye García Jódar.