abril 20, 2024
El tiempo
Política

El PP recupera la figura de los maceros en la procesión de la patrona

Los concejales del Ayuntamiento de Écija volverán a desfilar bajo mazas en la procesión de la Virgen del Valle. El Gobierno local (PP) ha restaurado los trajes de los maceros, los dos personajes que preceden a la corporación en procesiones religiosas, y se van a estrenar este 8 de septiembre, día de la patrona de Écija.

La última vez que la corporación desfiló bajo mazas fue en 2015. En la festividad de la Virgen del Valle de ese año, el equipo de gobierno del socialista David García Ostos suprimió lo que consideraba “un privilegio de los concejales”, a lo que sumaba que a las personas que ejercían ese papel no se les pagaba y se les debía 720 euros.

Los maceros son dos personas que, en las fiestas de San Pablo, de la Virgen del Valle, del Corpus y en el Santo Entierro, acompañan a los miembros de la corporación portando mazas rituales y ataviadas con un uniforme distintito. Hasta 2015 eran personas sin relación contractual con el Ayuntamiento de Écija, al que cobraban 120 euros (60 para cada uno) por este servicio.

Los ropones que visten estas personas – datados a finales del siglo XVIII – han sido restaurados en el taller del bordador ecijano Jesús Rosado durante un mes y medio. Los trajes, de terciopelo de algodón, se han sometido a un proceso de limpiado y se les ha sustituido el forro por uno nuevo, recuperando las borlas doradas, los bordados y los encajes que adornan ambas vestimentas.

También se han recuperado los tocados de los maceros, sustituyendo la decoración y reponiendo las plumas de avestruz que los coronan, de origen italiano. Y también se han recuperado las propias mazas, procediendo a su arreglo y limpieza.

Rosado enfatiza que la figura de los maceros “simbolizan el poder municipal, el poder del pueblo” y subraya “su valor histórico, pues volvemos a recuperar una tradición que no deja de tener la importancia de que el poder del Ayuntamiento es el que va representado con estas dos figuras”.

La alcaldesa de Écija, Silvia Heredia (PP), avanza que su gobierno ha llegado “a un acuerdo con algunas hermandades para que sean ellas las que presten este servicio. Tenemos que hacer un convenio, que en este caso lo hemos hecho con la hermandad de San Gil para que ellos nos provean a esas personas voluntarias o en este caso, a través de un convenio que se firme para poder hacer frente a la salida sin ningún tipo de problema”.

FOTO: Archivo