mayo 28, 2024
El tiempo
Política

CCOO denuncia la falta de personal para alumnado con necesidades especiales en Écija

El Sindicato Provincial de Enseñanza de CCOO de Sevilla ha criticado este jueves la “pésima gestión del Gobierno andaluz” del PP por la falta de personal técnico de integración social en centros educativos sevillanos, entre ellos el colegio público Blas Infante, en Écija.

CCOO califica de “nefasta” la gestión que la Consejería de Desarrollo Educativo y Formación Profesional está realizando con la figura conocida como PTIS, que atiende al alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo.

“Con el curso ya comenzado, aún quedan numerosos centros de la provincia donde este personal no ha llegado, generando graves problemas”, afirma Alberto Barrios, de CCOO, que apunta que las carencias de personal están afectando a centros como el CEIP Blas Infante de Écija, entre otros.

Para el Sindicato Provincial de Enseñanza de CCOO de Sevilla, se trata de “una deficiente planificación por parte de la administración educativa que, conociendo desde el pasado mes de julio cuáles eran las necesidades de PTIS en los centros educativos, aún no han efectuado los correspondientes llamamientos a la Bolsa Única Común (BUC) y que, debido al proceso de alta y formalización de los contratos de trabajo, es de esperar que este personal aún tarde en incorporarse, lo que aumenta el perjuicio al alumnado, a sus familias y a los propios centros educativos”.

CCOO ha señalado que esto “es una muestra más de la falta de planificación y coordinación de la Consejería de Desarrollo Educativo y Formación Profesional y de su Delegación Territorial en Sevilla hacia la atención a la diversidad que, al contrario de la propaganda de inicio de curso de sus responsables políticos, está generando graves problemas en la enseñanza pública”.

El sindicato ha recordado que la atención educativa a este alumnado se realiza tanto con personal laboral de la Junta de Andalucía como con plantilla subcontratada a través de empresas privadas, “como consecuencia de la privatización de este servicio público esencial”.

“Esta forma de gestionar está perjudicando el derecho a la atención educativa del alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo, está generando graves perjuicios a sus familias, perjudica a trabajadores y trabajadoras y, en suma, impide una educación pública y de calidad”, ha sentenciado CCOO.