octubre 21, 2020
El tiempo
Sociedad

Más de 800 personas reclaman “unos servicios sanitarios dignos”

Vecinos y vecinas de los municipios de Fuentes de Andalucía, La Luisiana-El Campillo y Cañada Rosal, se han concentrado este miércoles en el Área de Gestión Sanitaria de Osuna para protestar contra los recortes sanitarios que, a su juicio, han alcanzado “niveles históricos, sin precedentes e insostenibles”.

Según los convocantes de la protesta, han sido más de 800 ciudadanos los que se han manifestado ante las puertas del Hospital Comarcal La Merced, donde se encuentra ubicada el Área de Gestión Sanitaria de Osuna, “para protestar y denunciar la precariedad existente, y con el objetivo y propósito de lograr una mejora en los servicios sanitarios de la Zona Básica de Salud de la Campiña”.

La protesta, impulsada por los ayuntamientos de Fuentes de Andalucía, Cañada Rosal y La Luisiana-El Campillo, “es una más de una trayectoria de iniciativas y medidas que comenzaban el pasado mes de agosto”, con la emisión de un primer comunicado denunciando “la grave situación de la Zona Básica de Salud de la Campiña”.

Los convocantes aseguran que los actuales servicios mínimos están al 30% “y sin visos de solución. Y es que la presente situación de precariedad no tiene precedentes, sufriendo los ciudadanos una falta de recursos, recortes, reducción de personal sin cubrirse las plazas vacantes, la eliminación de citas programadas en horarios de tarde, el cierre de ambulatorios, y días con solo servicios de urgencias y, en algunos municipios, ni siquiera este último”.

La eliminación de las citas por la tarde es la medida más criticada, ya que en los tres municipios se da un alto número de trabajadores del sector agrícola, y la falta de este servicio “implica un colapso en las urgencias, además de verse perjudicados laboralmente: quien falta dos días seguidos al tajo no vuelve a trabajar”, afirman.

El gerente del Área Sanitaria de Osuna, Ricardo Gil-Toresano, ha asegurado a los concentrados que “el problema es que no encontramos médicos en la bolsa: no hay médicos en paro que podamos contratar para sustituir en vuestra zona”. “Por mucho que os manifestéis no puedo hacer nada por mucho que quisiera; no es problema de dinero sino de ausencia de médicos en paro”, ha dicho a los concentrados Gil-Toresano, que asegura que “se está haciendo todo lo posible por solucionarlo”.

Los alcaldes afirman que “si no se nos dan soluciones seguiremos movilizándonos hasta conseguirlas, convocando más movilizaciones incluso en la capital, ante la Junta de Andalucía”. “Ya ha finalizado el plazo de las propuestas por mejorar, así como la prudencia que se ha tenido en todo momento, y ha terminado porque no nos han escuchado: ahora lo que toca es movilizarnos y luchar por unos servicios dignos de salud”, enfatizan.