agosto 23, 2019
El tiempo
Deportes

Yung Gon Park reconoce que no puede pagar la deuda del Écija

El propietario del Écija Balompié, el coreano Yung Gon Park, ha confesado a los empleados del club que no tiene dinero para pagar ni ponerse al día con los cinco meses de atrasos que acumulan sus trabajadores.

Tras varios meses dando largas a jugadores y empleados del club azulino, Yung Gon Park ha reconocido que no tiene dinero para hacer frente a los impagos. El propietario del Écija Balompié puso el 7 de enero como fecha tope para pagar a todos los empleados, pero tras reunirse con estos ha reconocido que “era mentira y que estaba a la espera de la venta de un piso en Corea que finalmente no se ha vendido”, según ha comentado Marc Domínguez, responsable de la cantera azulina, al diario Marca.

Igualmente, uno de los capitanes del equipo, Migue García, apunta que “hemos sido engañados desde el primer minuto”. “Teníamos la esperanza de que hoy llegara con el dinero o con algo para hacer efectivo el pago”, señala el jugador en declaraciones a SER Andalucía Centro, “y nos dice que no tiene el dinero; era mentira lo de las transferencias desde Corea, todo ha sido mentira, hemos sido engañados”.

“Hemos confiando en este señor y desde que firmamos el contrato, él ya sabía que no tenía ese dinero; en ningún momento ha habido proyecto ni ha habido nada porque no ha habido dinero”. Los empleados de la entidad han pedido a Yung Gon Park “que se vaya, que venda el club si alguien quiere hacerse cargo”.

Migue García teme que el Écija Balompié, con 80 años de historia, está “en la cuerda floja”. “Ojalá se pueda salvar, pero lo veo muy complicado”, lamenta, y añade que los jugadores y el resto de empleados se irán. “Tendremos que buscarnos nuestro futuro cada uno”, explica.

La salvación del club pasa porque se haga efectiva su venta y alguien se haga cargo de la deuda, que rondaría los 400.000 euros, según diversas fuentes.