mayo 23, 2019
El tiempo
Política

Écija Puede e IU exigen aclarar si la empresa de las piscinas cumplió el contrato

Los Grupos municipales de Écija Puede e Izquierda Unida (IU) han pedido que se aclare si la empresa que gestiona las piscinas de la ciudad ha cumplido con las obligaciones de invertir más de 205.000 euros en mejoras y de mantener en condiciones las instalaciones tal y como se comprometió en el contrato de 2012.

Ambas formaciones han presentado alegaciones al anteproyecto de obras del complejo de las piscinas cubierta y de verano de Écija, aprobado en octubre pasado. Las alegaciones se resumen en verificar el cumplimiento del pliego de condiciones de 2012 en lo referente a la mejora y mantenimiento de las piscinas de La Alcarrachela y se basan en el contrato de agosto de 2012, que sigue en vigor.

También se fundamentan en el documento de obras del anteproyecto para sacar a concurso las piscinas por los próximos veinte años, ya que en éste se justifica la necesidad de invertir prácticamente 2 millones de euros en el complejo deportivo por la falta de mantenimiento e inversión en el mismo.

Écija Puede e IU exigen que se aclare cómo es necesario invertir esa cantidad en obras de mejora y mantenimiento cuando la actual concesionaria debía invertir más de 205.000 euros precisamente en su mantenimiento y mejora, además de estar obligada a entregar las instalaciones en perfectas condiciones.

El concejal de IU, David Delis, y el viceportavoz de Écija Puede, Mario Perea, recuerdan que la concesionaria del servicio de las piscinas municipales obtuvo puntuaciones máximas fundamentales para la obtención del contrato ofertando mejoras por más de 205.000 euros, y quieren que “se diga por técnicos municipales si esos compromisos firmados están realizados, están ejecutados y en qué condiciones”, exige Delis.

“La empresa tiene que entregar las instalaciones tal y como las recibió”, añade Delis, que apunta también que debe aclararse esta cuestión “antes de la redacción definitiva del proyecto de obras para concesión de obra pública”, junto con el procedimiento de reclamación por daños y perjuicios.

Por su parte, Mario Perea reclama “aclarar estas inversiones antes de que salga el nuevo anteproyecto porque está condicionando el nuevo contrato”. Señala el viceportavoz de Écija Puede que si la concesionaria cumplió el compromiso de invertir en mejoras y mantenimiento “no haría falta una inversión de 2 millones ni se hipoteca a veinte años la explotación de las piscinas”.

Esas mejoras comprometidas por la concesionaria “fueron determinantes a la hora de adjudicar el contrato” de las piscinas en 2012, recuerda Perea, que opina que “sin este tipo de inversiones seguramente no habría podido acceder a este contrato”.