noviembre 29, 2020
El tiempo
Cultura

Alumnos de secundaria enseñan a jugar con la ciencia

Acercar la ciencia a los vecinos de Écija y su comarca es el objetivo de Astigiciencia, la Feria de la Ciencia local que los días 26 y 27 de abril va a convertir el Palacio de Benamejí en un laboratorio para, de forma amena y casi lúdica, difundir la cultura científica actual.

Astigiciencia es una iniciativa de un grupo de profesores de los institutos de secundaria Luis Vélez de Guevara y San Fulgencio de Écija, y del José Saramago de Marinaleda, coordinados por el Centro del Profesorado de Osuna-Écija y con el apoyo del Ayuntamiento astigitano.

Según las estimaciones de los organizadores, la Feria de la Ciencia de Écija recibirá entre 1.000 y 1.500 visitantes, a los que 200 alumnos de secundaria, bachillerato y formación profesional harán de monitores durante los dos días de Astigiciencia, guiándoles por los 25 expositores interactivos repartidos entre las plantas baja y alta del Palacio de Benamejí, en horario de 9.00 a 14.00 horas y en turnos de visitas de hora y media de duración.

La idea que preside Astigiciencia es la de hacer cercanas y asequibles al gran público las experiencias científicas. “Los distintos centros educativos participantes acercan, de una manera sencilla, recreativa y atractiva, la ciencia a los centros educativos visitantes y la ciudadanía interesada”, señalan los organizadores, que han dispuesto un Patio de la Experimentación y un Patio de las Matemáticas, en la planta baja, y un Piso Tecnológico y el Salón de las Ilusiones Ópticas en la planta alta del edificio.

Además, en la puerta del Palacio de Benamejí se va a colocar un telescopio del IES Vélez de Guevara para observar las manchas solares. También está previsto desarrollar charlas teatralizadas, visitas culturales a la ciudad y espectáculos de magia.

La ciencia y la tecnología “afectan a la ciudadanía no sólo por la repercusión que sus resultados inmediatos puedan tener en nuestras vidas, sino también por las consecuencias económicas, sociales, políticas, ambientales, éticas y estéticas pudieran tener”, justifican sus promotores la Feria de la Ciencia.

“Si conocemos el por qué de las cosas, si sabemos un poco más de la ciencia que hay tras ellas, las aprendemos mejor y actuaremos en consecuencia de mejor manera en relación a ellas y a temas tan importantes como son la salud, individual y colectiva, el cuidado del medioambiente, etc.”, concluyen.