abril 24, 2019
El tiempo
Sociedad

El número de fallecimientos superó la media anual en 2015

El año 2015 hubo en Écija un repunte de la mortalidad. El número de ecijanos y ecijanas fallecidos el año pasado estuvo por encima de 400, un registro más alto de lo habitual, que suele ser entre 320 y 370 fallecimientos anuales, según el Gobierno local (PSOE).

Ese aumento de la cifra de fallecimientos en un año ha roto la previsión en la construcción de nichos y osarios en el cementerio municipal y obligado a aprobar un crédito extraordinario (cubierto con el remanente económico de presupuestos anteriores) para construir más sepulturas, ya que el camposanto local estaba colmatado.

Lo ha explicado el concejal de Gestión del Espacio Urbano, Sergio Gómez, tras la junta de gobierno en que se ha aprobado la construcción de 120 nichos y 48 osarios en el cementerio municipal, una obra adjudicada a la empresa ecijana Hermanos Aguilar SC en cerca de 60.500 euros (impuestos incluidos). La construcción de los nuevos nichos permitirá también dejar terminada una plataforma para futuras obras de ampliación del camposanto.

Cada uno de los bloques del cementerio consta de 240 nichos y un centenar de osarios, con lo que las obras recién adjudicadas cubren la mitad de uno de esos bloques, si bien en los presupuestos que está previsto debatir hoy se incluye una partida de unos 25.000 euros para futuras ampliaciones, “y a finales de año evaluaremos las necesidades”, señala Gómez.

El concejal de Gestión del Espacio Urbano también apunta que existe una demanda creciente de incineraciones, un método que es elegido por aproximadamente un 25% de ecijanos y ecijanas. “Las perspectivas son de crecimiento”, añade Sergio Gómez, que reconoce que eso ha llevado al equipo de gobierno a plantearse la necesidad de abrir un horno crematorio en Écija, “no sólo por propio convencimiento, sino por la propia demanda de la ciudadanía, a la que hay que dar respuesta”.