agosto 21, 2019
El tiempo
Sociedad

El Cautivo no pudo completar su estación de penitencia por la lluvia

El riesgo de lluvia hizo que la hermandad de Nuestro Padre Jesús Cautivo y Nuestra Señora de las Lágrimas tuviera que adelantar su regreso a Santa María. La cofradía llegó hasta el palco del Consejo y de ahí a su iglesia poco antes de las nueve de la noche.

La procesión de la tarde del Domingo de Ramos se inició sin ningún problema. La lluvia de las primeras horas parecía dar una tregua y El Cautivo y la Virgen de las Lágrimas salieron e iniciaron su itinerario normal. Hasta que, a las 19.30 horas, un inoportuno chubasco aguó el recorrido.

Fueron apenas cinco minutos que no pararon a la cofradía, que siguió su recorrido hasta entrar en la Carrera Oficial poco después de las ocho de la tarde. Pero la amenaza de que la lluvia pudiera volver a hacer acto de aparición, aconsejó a los responsables de la hermandad a repetir el trayecto de La Borriquita por la mañana y volver al templo una vez concluido el paso por tribuna.

El trayecto acortado dejó al menos el momento de ver a los titulares de la hermandad ante las hermanas de la Cruz en Santa Ángela, uno de los puntos más emotivos de la tarde del Domingo de Ramos.

Para hoy está prevista la salida procesional de la hermandad de La Yedra, a las 18.00 horas. El pronóstico meteorológico para la tarde del Lunes Santo es de cielos cubiertos con una probabilidad de lluvia del 100%.