mayo 14, 2021
El tiempo
Semana Santa

El mal tiempo frustra el Martes Santo

La hermandad de Santiago no ha salido a las calles. Las predicciones meteorológicas desanimaron a los Estudiantes y los cofrades se han tenido que conformar con un viacrucis en el interior del templo.

A las 19.00 horas, media hora antes de la prevista para su salida, la junta de gobierno de la hermandad de Santiago ya se había reunido y decidía esperar una hora para decidir si salía o no. Ante lo inestable del tiempo, la cofradía optaba por retrasar su estación de penitencia una hora, salir a las 20.30 horas si no llovía y acortar la procesión a la mínima expresión: de su iglesia de Santiago a la plaza del Salón y de ahí de nuevo al templo.

Aunque apenas había llovido durante el día – “eso nos hizo albergar algunas esperanzas”, confesaría luego el hermano mayor de Santiago, Alberto Santos -, las predicciones meteorológicas auguraban que el tiempo iría a peor a partir de las 21.00 horas. Y, ante esas previsiones, la cofradía decidió no arriesgar y, a las 20.20 horas, diez minutos antes de la hora fijada para su salida acortada, comunicaban la decisión de no salir al numeroso público que esperaba impaciente en el patio de la iglesia.

“Hemos decidido conservar el patrimonio de la hermandad”, se justificaba la junta de gobierno. Tras el rezo de un viacrucis en el interior de Santiago, la hermandad decidió abrir las puertas para que el público pudiera contemplar los tres pasos de la cofradía: el Nazareno de la Misericordia, el Cristo de la Expiración, y la tricentenaria Virgen de los Dolores. A los cofrades de los Estudiantes les queda el consuelo de la salida extraordinaria de su Dolorosa, el próximo mes de septiembre.