septiembre 20, 2019
El tiempo
Cultura

Un museo navarro reabre con un óleo restaurado de ‘Los siete niños de Écija’

El Museo Gustavo de Maeztu de Estella, en Navarra, reabre sus puertas con un nuevo cuadro restaurado de ‘Los siete niños de Écija’, un óleo pintado hace casi un siglo por el artista que da nombre a la pinacoteca navarra

Según un comunicado de prensa, el Gustavo de Maeztu reabre al público este martes, 27 de agosto, poniendo en marcha el ascensor y dando a conocer nuevos espacios, así como la reciente restauración de un cuadro de gran formato del alavés y la inauguración de una exposición temporal con firmas de Miró, Picasso y Tàpies, entre otros.

Desde el 4 de junio de 2018, la pinacoteca ha permanecido cerrada al público debido a la instalación de un ascensor que ha permitido eliminar las barreras arquitectónicas y dotar el edificio de una total accesibilidad para adaptar la infraestructura interior del palacio a las necesidades físicas de todas las personas.

Estos meses han permitido que se lleven a cabo, además, labores de conservación y restauración de las obras de Maeztu pertenecientes a la exposición permanente y declaradas Bien de Interés Cultural (BIC). Entre otras, se ha procedido a recuperar el último óleo de gran formato del alavés que quedaba por restaurar, dedicado a ‘Los siete niños de Écija’.

Se trata de un lienzo de 395 x 288 cm pintado en 1928 y presentado en el VIII Salón de Otoño de Madrid celebrado ese mismo año. Fiel a su interés por lo heroico, Gustavo de Maeztu traza en él las figuras de la popular cuadrilla de bandoleros que realizó su actividad entre 1814 y 1818 en las provincias de Sevilla y Córdoba luchando contra las fuerzas de Napoleón, y cuyo recuerdo perdura hoy en el imaginario popular como una leyenda.

El lugar elegido para colocar la obra ha sido la pared frontal del zaguán, sobre las escaleras que conducen a la primera planta, la Planta Noble.