junio 19, 2024
El tiempo
Sociedad

El Ayuntamiento confía en salvar la torre de Las Gemelas

El Ayuntamiento de Écija espera no tener que derribar parte de la torre de Las Gemelas dañada el pasado martes por un rayo. Técnicos de Cultura de la Junta de Andalucía han recomendado retirar los elementos más pesados y tapar las grietas y huecos para conservar el emblemático campanario y evitar su pérdida.

Eso permitirá que, a pesar de los daños sufridos, se pueda salvar la torre, una construcción del siglo XVIII, aunque en estado ruinoso desde mediados del siglo pasado. Los informes técnicos de la Junta aconsejan una recuperación de urgencia, macizando huecos y retirando los elementos móviles más pesados para evitar derrumbes.

En principio nos temíamos lo peor, que hubiera que derruir parte de la torre”, reconoce el concejal de Seguridad Ciudadana, Carlos Onetti (PP), en declaraciones a SER Andalucía Centro, “y que se perdiera, pero los técnicos de la Junta nos han indicado que quitemos los nidos de cigüeña y otros elementos sueltos y empecemos a macizar huecos para salvar esa torre tan emblemática”.

El consistorio ya ha intervenido en ese sentido, retirando los nidos de cigüeña de la torre izquierda, sobre la que impactó el rayo y en la que hay una grieta y daños en la estructura, además de los destrozos de la descarga, visibles en la fotografía.

Los daños son “de bastante importancia”, según Onetti, pero los técnicos autonómicos “nos han aconsejado que actuemos de esta forma y para evitar peligro lo primero que vamos a hacer es quitar todos los elementos que se puedan desprender de la torre y asegurarla para evitar nuevos desprendimientos”.

Tras el impacto del rayo en la tarde del martes, cascotes del campanario cayeron sobre la plaza Vélez de Guevara, donde se encuentran Las Gemelas, y causaron daños en al menos tres coches que estaban estacionados en la vía pública.

Aunque no ha habido que lamentar desgracias personales, el suceso trajo consigo el desalojo de al menos cinco familias que han tenido que pasar la noche fuera de sus domicilios, por seguridad “en previsión del peligro de nuevos desprendimientos”, señala Onetti.

Estos vecinos desalojados no volverán todavía a sus casas, ya que el concejal del PP calcula que habrá que esperar “tres o cuatro días si es necesario a ver si podemos afianzar la torres para que no revista peligro y puedan volver las familias a sus domicilios”.