mayo 18, 2021
El tiempo
Política

El PP presume de un saldo favorable de 6,5 millones en 2012

La liquidación de las cuentas municipales de 2012 es positiva, según el concejal de Hacienda, Rafael Serrano (PP), que ha presentado un saldo positivo de más de 6,5 millones, “un resultado histórico”, según el edil, que añade que hay una diferencia de 13 millones entre el déficit de 2011 y el saldo del año pasado.

Serrano explica que el superávit se consigue gracias a los 13 millones de euros del pago a proveedores aportado por el Gobierno central, de los que sobran doce tras pagar un millón, “y a las gestiones del equipo económico del Ayuntamiento”.

“No debemos lanzar las campanas al vuelo, se trata de números sobre un papel”, matiza Serrano, que añade que “el Ayuntamiento no tiene 6,5 millones porque nos debe dinero Abengoa, Aldesa y la Diputación de Sevilla”, una deuda que supera los siete millones, según Serrano, que se muestra seguro que podrá cobrarse esa supuesta deuda, que está denunciada ante el contencioso.

A pesar de afirmar que “se trata de una buena noticia”, el concejal de Hacienda explica que “seguimos sin disponer de la liquidez necesaria para hacer una muy buena política de empleo, pero la vamos a hacer dentro de nuestras posibilidades”. Además, el edil popular apunta que “hay que trasladar a los vecinos esta noticia en mejora de servicios y en bajada de impuestos, pero no a lo loco, como pretende el PSOE”.

Cuentas ficticias. Serrano no ha dejado pasar la ocasión de censurar la liquidación presupuestaria de los dos últimos mandatos (cuatro de gobierno de coalición PSOE-IU y otros cuatro del PSOE en minoría), en la que se han detectado “muchas irregularidades en cuestiones muy importantes”.

“El déficit era mayor de lo que se decía, porque alrededor de tres millones los hemos tenido que regularizar de distintas partidas que no estaban bien ajustadas y nos quedan más de cuatro millones de deudas por regularizar y otro millón más de la deuda del hospital”, relata Serrano, que asegura que “cada año que el PSOE ha tenido las cuentas en su poder el déficit era de unos nueve millones de euros”.

“Se acabó la tijera”. Por último, el concejal de Hacienda ha anunciado que “esto supone que no hay que subir más impuestos; las tijeras de recortar ya las hemos abandonado”, asegura, y promete que en 2014 se bajará el IBI, aunque “el Ayuntamiento debe a proveedores en torno a dos millones más otros tres que nos debe la Junta”.