septiembre 19, 2020
El tiempo
Política

Comparan privatización de la depuradora con el caso Vitalia

El grupo socialista en el Ayuntamiento de Écija ha presentado un recurso de reposición contra la privatización de la gestión de la estación depuradora de aguas residuales (EDAR), adjudicada por el Gobierno local (PP-PA) a la empresa Aqua Campiña. Creen el PSOE que esta adjudicación puede terminar convirtiéndose en un nuevo ‘caso Vitalia’.

Alude el PSOE a la sentencia de finales de 2008 del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) contra la adjudicación por parte del último gobierno del PA de la construcción y posterior gestión del geriátrico de La Alcarrachela a la empresa Vitalia Écija, a pesar de que la legal adjudicataria fue otra empresa, Virgen del Valle, a la que el Ayuntamiento, gobernado entonces por el socialista Juan Wic, tuvo que indemnizar con 500.000 euros.

En el caso de la depuradora, el PSOE solicita que se suspenda su privatización, entendiendo que es nula de pleno derecho. Argumentan los socialistas que PP y PA “han entregado directamente la gestión de la EDAR a Aqua Campiña” y reclaman que la gestión de esta salga a concurso porque “se ha eludido una licitación que es absolutamente imprescindible porque así lo establece la ley”.

“Lo que se ha hecho es grave y estamos radicalmente en contra”, enfatiza el portavoz municipal del PSOE, Fernando Martínez, que acusa al equipo de gobierno local de “burlar el procedimiento administrativo establecido, que garantiza la publicidad, transparencia e igualdad de las empresas privadas para gestionar servicios públicos”.

Martínez recuerda que la adjudicación directa del servicio a Aqua Campiña se llevó a cabo con el único voto a favor de los partidos en el gobierno (PP y PA) y con un informe en contra de la secretaria general del Ayuntamiento que recomendaba, precisamente, sacar a concurso el servicio.

Interés del PA. El portavoz socialista en el Ayuntamiento ecijano asegura que “ha habido un cambio de criterio en el PP” sobre este asunto tras el pacto de gobierno con el PA. “En abril, el PP quería que gestionara la depuradora directamente el Ayuntamiento y en ningún momento se planteó la gestión indirecta, pero se produce el pacto y en la misma sesión plenaria en que se da cuenta de este se modifica el criterio inicial del PP”, relata Martínez.

El mismo portavoz del PA, Fernando Reina, “reconoce en el pleno que la privatización de la EDAR es uno de los motivos que ha pesado en el pacto de su partido con el PP”, según Fernando Martínez, para quien “está claro que interesa al PA esta privatización y ellos tendrán que explicar por qué”.

El PSOE anuncia que, en caso de que el pleno desestime el recurso de reposición contra el acuerdo presentado, denunciarán la privatización de la depuradora ante el contencioso administrativo.