julio 18, 2024
El tiempo
Comarca

Los pantanos que abastecen a la Campiña están por debajo del 16% de su capacidad

Los embalses del Retortillo y de Bembézar, que suministran agua potable a Écija y al resto de municipios de las comarcas sevillanas de la Campiña y la Sierra Sur, se encuentran al 15,95 por ciento de su capacidad. El escenario es de emergencia, según la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG).

En su Informe de Escasez y Sequía, la CHG señala que, a 31 de marzo de 2023, el agua embalsada en ambos pantanos de Bembézar y del Retortillo alcanzaba un máximo de 399 hectómetros cúbicos. En marzo de 2022, la reserva de agua embalsada era de un 27’7%, por lo que el nivel habría bajado un 11,7 por ciento en los doce últimos meses.

En julio del año pasado, el nivel estaba en el 17,4 por ciento, un escenario de alerta, según la memoria de la Confederación, que garantizaba entonces el consumo doméstico aunque reconocía que la situación requería de medidas preventivas y alertaba de la falta de lluvias.

Desde el pasado verano, los municipios que forman parte del Plan Écija mantienen recomendaciones de ahorro en el consumo de agua que incluyen, entre otras, la prohibición de regar o baldear calles con agua potable.

El actual nivel de agua embalsada en los dos pantanos que surten de agua al Plan Écija, está un punto por encima del registrado por la CHG en noviembre pasado, cuando El Retortillo y Bembézar sumaban un 14,9 por ciento de agua respecto de su capacidad.

Las lluvias de diciembre pasado elevaron hasta el 17,10 por ciento de su nivel el agua de ambos pantanos, que abastecen a cerca de 200.000 habitantes de las comarcas sevillanas de La Campiña y la Sierra Sur, pero el escenario seguía siendo de emergencia, según la CHG.

La Confederación calcula el estado de los embalses restando al volumen de agua embalsado el volumen de agua comprometido para la campaña de riego.