abril 15, 2021
El tiempo
Política

La UPO regula su colaboración con el Ayuntamiento en educación

El Ayuntamiento de Écija y la Universidad Pablo de Olavide (UPO) han firmado un convenio marco como punto de partida a una futura colaboración entre ambas instituciones para llevar a cabo trabajos vinculados a la educación, la investigación y la puesta en valor del patrimonio histórico de la ciudad.

El acuerdo no concreta futuras acciones – que se irán materializando a través de adendas al convenio recién firmado – sino que regula la colaboración entre la administración local y la UPO, “que tienen vocación de trabajo en común”, enfatiza el alcalde ecijano, David García Ostos (PSOE), que explica que el Ayuntamiento está dispuesto a emprender junto con la universidad proyectos y trabajos para la ciudad vinculados con la educación, la investigación y el patrimonio, “y era oportuno regular esa colaboración”.

Por su parte, el rector de la UPO, Vicente Guzmán, justifica el acuerdo firmado en la necesidad de “dar mayor empaque a la colaboración con el Ayuntamiento y que pueda ir creciendo”. “Vamos a intentar dotarlo de contenido”, confía Guzmán, que destaca “la vocación municipalista que siempre ha caracterizado a la Pablo de Olavide, que desde que se puso en marcha ha trabajado para llevar la universidad a los municipios de la provincia de Sevilla”.

“Entendemos que una universidad pública debe ser útil a la sociedad y siempre hemos pensado que los municipios son los que tienen mayor grado de cercanía en la prestación de servicios al ciudadano y que los recursos formativos e investigadores de la universidad pública se deben poner al servicio de los consistorios para prestar servicios en las mejores condiciones posibles”, opina el rector de la UPO.

Guzmán apunta que la universidad debe apoyar al tejido empresarial local con cursos de postgrado “que tengan incidencia en la empleabilidad y el emprendimiento y en ayudar a las empresas de Écija a mejorar la producción y a la internacionalización”.

En Écija, en concreto, el rector de la UPO señala dos líneas de colaboración para “que todo el entorno cultural, social, productivo y empresarial pueda beneficiarse de la labor docente e investigadora de la universidad”. “De un lado, lo relacionado con el tema arqueológico, para ayudar a sacar todo lo que Écija tiene y conservarlo y, por otro lado, trabajar en la formación, que redunde en fortalecer el tejido empresarial, y para eso trabajaremos directamente con las empresas”, concluye Guzmán.