mayo 14, 2021
El tiempo
Sociedad

Reclaman al banco hasta 70.000 euros tras quedarse sin sus casas

Tres vecinos de Écija han demandando al banco que les financió la compra de unas viviendas que, finalmente, no tienen, ya que la promotora que se las vendió está en concurso de acreedores y los compradores han perdido el dinero que anticiparon, entre 40.000 y 70.000 euros.

Según el bufete de abogados de Fernando Osuna, el banco debió garantizar las devoluciones de cantidades al entrar en crisis la promotora. Afirma el abogado que sus clientes “pagaron altas cifras a la promotora que les vendió las viviendas y, al no poder recuperarlas, el banco es responsable y es demandado al no asegurar la existencia de un aval o garantía”.

Las viviendas, según los afectados, son las de la fallida urbanización Once Torres. “Mis clientes compraron viviendas cada uno de ellos, entró en crisis la promotora que les vendió las mismas, no tienen ni las viviendas ni pueden recuperar las cantidades entregadas a la promotora”, resume Osuna, que añade que “se preparan más demandas en Écija” sobre esta cuestión.

El abogado respalda su demanda en que “el Tribunal Supremo expone que los compradores de viviendas en general en estos casos tienen unos derechos irrenunciables e imperativos” reconocidos por ley. “Se hace responsable al banco de la falta de avales, es decir que el banco tenía la obligación de velar por la existencia de avales o garantías para el caso de que la promotora fuera mal y entrara en crisis” para que los compradores pudieran recuperar el dinero entregado.

“Se trata de evitar que los compradores no tengan ni el dinero ni la vivienda”, dice Osuna, para quien “hay responsabilidad del banco frente a las personas que compraron las viviendas por no asegurar la existencia del aval al conocer la naturaleza de los ingresos”.