mayo 16, 2021
El tiempo
Deportes

La Nocturna Ribera del Genil como el rosario de la aurora

Récord de participación con cerca de 500 corredores inscritos y alrededor de 800 euros recogidos a beneficio de Caritas. No son malos números para una carrera suspendida, la Nocturna Ribera del Genil, a pesar de todo celebrada sin disputa y sobre cuya suspensión nadie ha dado una explicación.

Miguel Ángel Rojas, presidente del Club Atletismo Astigi, responsable de la prueba, ha sido el único que ha contado lo ocurrido, y que ha pedido disculpas por lo ocurrido a los corredores, “algunos venidos de lejos, colaborando con ilusión con una causa benéfica que ha quedado en un segundo plano”, lamenta.

Según Rojas, media hora antes de la salida – prevista para las 21.30 horas del 8 de junio – la policía “nos indica que el circuito carece de vallas en algunos sitios y que sin vallas no se puede celebrar la carrera” por seguridad de los corredores. “Les respondemos que las vallas tenía que colocarlas el Ayuntamiento”, sigue Rojas, que afirma que la policía municipal colabora con el Club Atletismo Astigi y entre ambos reúnen varias vallas con las que cubren el circuito.

“A las 21.50 horas, el jefe de la policía me indica que puede celebrarse la carrera, pero le dicen que debe dirigirse a la salida de la carrera porque un concejal le pide firmar un acta haciéndose responsable de la seguridad de la Nocturna”, según Rojas, algo que no acepta el subinspector, por lo que “alguien” decide en la salida que se suspende la carrera.

Una carrera nocturna sin luces. “Todo se va al traste”, lamenta Rojas. ¿Los perjudicados? Los cerca de 500 corredores que, pese a todo, deciden salir a correr – que no a disputar – la IX Carrera Nocturna Ribera del Genil, en bloque, para que no hubiera primero ni último. Y no corrieron sin riesgo: el club se ha quejado de que la parte derecha del río estaba a oscuras. “No encendieron las farolas y no se veía nada”, dice el presidente del Club Atletismo Astigi.

“Lamentable y vergonzoso”. El PA, responsable de la concejalía de Deportes, opina que “en Écija penalizan la música y el deporte y dan trato de favor a la Iglesia y el Vodevil”, en alusión a la suspensión del concierto de Medina Azahara y de la carrera nocturna, dos eventos que, según los andalucistas, están “carentes del visto bueno del jefe de la poli”.

Para el Sindicato Profesional de la Policía Municipal (Sppme) “la anulación de la carrera nocturna es un hecho lamentable y vergonzoso” cuya responsabilidad “no es de parte de los agentes de policía” que “se limitan a realizar su trabajo y estaban en los puestos que se les designó”.

FOTO: Ecijadeportiva.com