octubre 21, 2021
El tiempo
Política

La Junta presenta en Écija el programa de FP mixto que sustituye a las escuelas taller

El delegado del Gobierno de la Junta en Sevilla, Ricardo Sánchez, y la delegada de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo, Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, María del Mar Rull, han presentado hoy en Écija, junto al alcalde de la localidad, David García Ostos, el nuevo programa de empleo y formación que sustituirá a las antiguas Escuelas Taller y Talleres de Empleo.

Se trata de un proyecto de FP mixto con un presupuesto de 36 millones de euros para Andalucía, de los que 8,7 millones corresponden a la provincia de Sevilla, que será ejecutada por ayuntamientos y entidades privadas sin ánimo de lucro.

Con esta cuantía, está previsto que la acción beneficie a unos 435 alumnos trabajadores de toda la provincia a lo largo de los dos años para los que se ha establecido la subvención.

El delegado ha reseñado que este programa ha sido diseñado para mejorar las deficiencias del anterior, que además no realizaron desde 2016. La evaluación de las antiguas Escuelas Taller y Talleres de Empleo “ha dejado en evidencia su escasa eficacia y su falta de prospección en la inserción laboral”, señala Sánchez, que añade que “este programa de Empleo y Formación está preparado para compatibilizar el aprendizaje formal y la práctica profesional en ocupaciones de utilidad pública o de interés general y social”.

Por su parte, la delegada de Empleo apuntó algunas de las novedades de la acción respecto a la anterior como que se configuran en una única fase de formación en alternancia con la práctica profesional con una duración de 12 meses. “El alumnado será contratado desde el inicio de los proyectos, percibiendo el salario mínimo interprofesional”.

Las subvenciones para dichas iniciativas que realizarán las entidades se resolverán en régimen de concurrencia competitiva. Estas iniciativas tendrán un carácter temporal de 12 meses de duración, equivalente a 1.920 horas de formación en alternancia con la práctica profesional.

Los proyectos estarán dirigidos a mejorar las posibilidades de inserción laboral de las personas participantes, y consistirán en una actividad de utilidad pública o de interés general y social que deberá posibilitar al alumnado la realización de una práctica profesional en alternancia con la formación profesional para el empleo, que esté relacionada directamente con dicha práctica. En cualquier caso, el tiempo dedicado a la actividad formativa no podrá ser inferior a un 25% del total de horas de cada contrato para la formación y el aprendizaje.

Estas iniciativas de Formación y Empleo serán diseñadas por las propias entidades solicitantes, teniendo como punto de partida las necesidades formativas del mercado laboral del territorio donde se desarrolle, y las personas destinatarias finales de estos proyectos deberán estar inscritos en el Servicio Público de Empleo en situación laboral de no ocupadas.