febrero 17, 2019
El tiempo
Sociedad

El tramo Écija-Marchena sigue en cabeza de los puntos negros

La carretera A-364, que conecta los municipios de Écija y Marchena, encabeza el listado de tramos de vías convencionales más peligrosos para circular, actualizado por la Dirección General de Tráfico (DGT). Nada menos que 41,6 de sus 42,4 kilómetros forman parte de los 1.331 tramos que la DGT localiza como puntos negros.

A la carretera Écija-Marchena le cabe el dudoso honor de encabezar año tras año esta lista de Tráfico, que se confecciona en función de todos los accidentes graves, con víctimas mortales o que necesitaron hospitalización que han tenido lugar en vías secundarias, el número de accidentes en general y la velocidad media de circulación.

La A-364 es una vía con varias curvas que limita la velocidad en varios tramos. Es la primera de una veintena larga de puntos peligrosos en la provincia de Sevilla que, en los cinco primeros puestos, incluye tres en término municipal astigitano.

Los 41,6 kilómetros entre Écija y Marchena son el tramo peligroso más largo; en cuarto lugar están 39,6 kilómetros de la A-388 entre Écija y Herrera, y en quinto la A-351 entre Écija y Osuna, en concreto un tramo de 32,9 kilómetros.

La ubicación exacta de estos tramos puede consultarse en la web de la DGT, que está intensificando la vigilancia en estos tramos especialmente peligrosos, con el objetivo de que sean conocidos por los conductores, “de manera que cuando transiten por ellos extremen las medidas de precaución y cumplan los límites de velocidad establecidos”.