diciembre 6, 2022
El tiempo
Fuentes de Andalucía

Fuentes suma a varios municipios a la celebración del ‘Año Florindo’

Las localidades sevillanas de Arahal, La Campana, La Luisiana y Écija, la de Palma del Río, en Córdoba, Puerto Real (Cádiz) y Cartaya (Huelva) se suman a la lista de ‘Municipios Florindo’. Todas han acordado con Fuentes de Andalucía difundir el legado de Ruiz Florindo porque en todas ellas hay obras de esta estirpe de alarifes fontaniegos.

Así, en Arahal, la huella de Ruiz Florindo está presente en la Iglesia de Vera Cruz, el Antiguo Hospital de la Misericordia y la portada de la Casa de los Marqueses de la Peña de los Enamorados. En La Luisiana se atribuye a los alarifes la construcción de la Casa de Postas de la localidad.

En Écija, es el palacio de los Duques de Almenara Alta el que lleva el sello de los Ruíz Florindo, mientras que en La Campana la fachada de la casa señorial de la familia Benjumea está atribuida también a los alarifes fontaniegos.

En Palma del Río, lugar de nacimiento de Cristóbal Ruiz Florindo, iniciador de la saga de alarifes, la huella de estos está en la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, el Convento de Santa Clara o la ermita del Buen Suceso. En Puerto Real, por su parte, se les atribuyen las emblemáticas construcciones de la Caja del Agua, el Porvenir y la Plaza de Abastos.

Por último, en Cartaya la presencia de la saga de alarifes se encuentra en uno de sus edificios más importantes, ya que Antonio Ruiz Florindo es autor del Convento de la Merced en el siglo XVIII.

El acuerdo firmado por los diferentes municipios y Fuentes de Andalucía establece el compromiso de aquellos a difundir la obra de los alarifes Ruiz Florindo, en el año en que se cumplen los 300 años del nacimiento de Alonso Ruiz Florindo, y participar en el programa turístico ‘Municipios Florindo’, el cual se estima que “atraiga la mirada de gente amante de la arquitectura y el turismo cultural y patrimonial”, según el Ayuntamiento fontaniego.

La saga de arquitectos fue iniciada por Cristóbal Ruiz Florindo, natural de Palma del Río y asentado en Fuentes de Andalucía. De los hijos de éste, cinco, cuatro fueron maestros alarifes, siendo Alonso Ruiz Florindo el máximo exponente de esta generación de maestros alarifes, cuya arquitectura está dominada por el uso del ladrillo, aplicado en la composición y ornamentos de patios, fachadas y portadas. La policromía actual de las fachadas, pintadas de almagra intenso las superficies con relieve, en contraste con el blanco del resto de la fachada es uno de los rasgos distintivos.