enero 25, 2022
El tiempo
Cultura

Pleno en un caluroso Domingo de Ramos con una hora de menos

La tradicional ilusión de la chiquillería de La Borriquita ha protagonizado un Domingo de Ramos presidido por el calor y en el que no se ha notado el ajuste horario de la madrugada. El Cautivo y la Virgen de las Lágrimas, por la tarde noche, completaron el pleno del primer aldabonazo, el de la parroquia de Santa María.

El buen tiempo que ya recibió al Señor del Amor el Sábado de Pasión ha presidido el Domingo de Ramos. Tras el prólogo de la agrupación parroquial del Olivo, empieza la Semana Santa de Écija con los mejores augurios en lo que al tiempo se refiere.

Pocos estrenos en la hermandad de la Entrada en Jerusalén, Jesús Cautivo y Nuestra Señora de las Lágrimas, aparte de las ropas nuevas del Jesús de la Borriquita – restaurado el año pasado, eso sí , de la nueva túnica del Cautivo y el fajín bordado en oro de la Virgen de las Lágrimas.

Sí se han vivido en el Domingo de Ramos la primera incidencia, al desprenderse una pieza metálica del campanario de Santa María y golpear en una pierna a una joven, que tuvo que ser hospitalizada. El incidente retrasó en cinco minutos la salida de La Borriquita, al tener que acordonarse la zona para facilitar el trabajo de los sanitarios.

Hoy, Lunes Santo, es el turno del barrio del Puente. El Cristo de la Yedra y la Virgen de la Caridad tienen previsto salir de la iglesia de Santa Ana a las 18.00 horas y entrar en la Carrera Oficial sobre las 19.45 horas. Este año, la cofradía alarga su procesión una hora y media más. Tras pasar por la tribuna del Consejo, la Yedra buscará la calle Zayas y la plazuela de D. Esteban Santos Peña para acceder a la calle Carreras y a Santa Florentina antes de entrar en Puerta Palma para iniciar por Merinos la vuelta a su barrio del Puente.