septiembre 23, 2020
El tiempo
Política

La Junta amenaza con abrir expediente a Linesur

La Consejería de Obras Públicas y Transportes no descarta abrir expediente a la empresa de transporte de viajeros por carretera Linesur si no respalda con un plan de viabilidad económica la concesión que tiene actualmente de hasta 37 municipios, entre ellos Écija, cuya conexión con Sevilla cubre esta empresa.

Linesur debe cuatro meses a sus trabajadores, que están en huelga hasta el 13 de abril para presionar a la dirección para que pague los atrasos. Al mismo tiempo, y como solución, los sindicatos piden la mediación de la Junta de Andalucía para que la empresa libere alguna de las líneas que tiene adjudicadas con el objetivo de que pueda sanear las cuentas y pagar a los trabajadores.

Por su parte, la empresa plantea un retraso en los pagos a los trabajadores de forma permanente de cuatro o cinco meses hasta que el ayuntamiento de Jerez de la Frontera (Cádiz) le abone la deuda que tiene contraída por 1,5 millones.

Como ya hiciera hace un mes, la delegada provincial de obras públicas y transportes de la Junta de Andalucía en funciones, Salud Santana, asegura que “todo pasa por un plan de viabilidad real” y descarta la demora permanente que ofrece la dirección de Linesur “porque va a seguir habiendo deudas y es necesario que la empresa diga cómo va a ir pagando”.

El secretario general de la federación provincial de Transporte, Comunicaciones y Mar de la UGT, Rafael García, ha defendido la necesidad de que Linesur ponga a la venta alguna de las líneas de transporte interurbano que explota mediante concesión.

Los noventa trabajadores de Linesur, que ya se pusieron en huelga hace un mes y vuelven a protestar en esta semana por el impago de sus salarios desde diciembre pasado, están en contra de que se mantenga la demora en el cobro de sus salarios y están dispuestos a ampliar las protestas a una semana más en mayo e incluso a convocar una huelga indefinida.

No obstante, el dirigente de UGT ha señalado que lo mejor es no tener que llegar a ese extremo y para ello han pedido la mediación de la Junta de Andalucía, a la que han pedido que “presione” a Linesur para que venda alguna concesión. Rafael García sostiene que la Junta “no puede permitir esta situación” porque hay 37 municipios de la provincia de Sevilla sin autobús interurbano, y algunos no tienen conexión por ferrocarril.

UGT calcula que están afectados por la huelga entre 5.000 y 7.000 usuarios de ese servicio de transporte.