diciembre 10, 2019
El tiempo
Política

El pleno acepta los 60.000 euros de la adjudicataria de Peñaflor

El Ayuntamiento de Écija ha aceptado la transacción judicial propuesta por Gespromobys Universitas, la empresa que todavía tiene el pleno dominio sobre el Palacio de Peñaflor, y que ofrece 60.000 euros que aportar a los 264.000 que ya había puesto como fianza para zanjar el litigio judicial que impide al Ayuntamiento disponer libremente del emblemático edificio.

Desde el Gobierno local (PSOE) se justifica el acuerdo no tiene la plena disponibilidad del Palacio de Peñaflor y eso puede condicionar la aplicación de la subvención del 1,5% Cultural solicitada, a pesar de que el equipo de gobierno sostenía que el litigio judicial sobre el palacio no impediría la realización de las obras con cargo a esa posible ayuda ministerial.

El Gobierno local sostiene ahora que “el Ayuntamiento está atado de pies y manos, no tiene la libre disposición del edificio” y eso obliga a aceptar la oferta económica de la empresa que el pasado 28 de octubre registró su propuesta de resolver el proceso judicial pagando 60.000 euros.

La propuesta de aceptar la transacción de Gespromobys Universitas se ha llevado a pleno por la vía de urgencia. Así, la empresa añade esos 60.000 euros a los 264.125,35 euros de la fianza que ya se incautó el Ayuntamiento de Écija, para dejar “definitivamente este tema, que lleva ya muchos años de disputas judiciales”, afirma la empresa que tiene el pleno dominio del palacio.

Los 60.000 euros serían abonados al consistorio si este acepta la propuesta de la empresa, que debe ahora ser trasladada al juez que dictó el auto de enero de este año que ha provocado el litigio. Así, y según la oferta de Gespromobys Universitas, “quedarían saldadas y finiquitadas, por todos los conceptos, las relaciones” entre la empresa y el Ayuntamiento en lo que se refiere al contencioso sobre el Palacio de Peñaflor.

El consistorio adjudicó a la empresa Gespromobys Universitas las obras de rehabilitación del emblemático palacio ecijano en noviembre de 2005, pero tres años más tarde, en noviembre de 2008, la corporación municipal resolvió el contrato “por incumplimiento culpable” del acuerdo por parte de la empresa, a la que en junio de 2013 reclamó 1.095.325 euros, la cantidad en que informes técnicos cuantificaban entonces los daños ocasionados en el palacio.