diciembre 10, 2019
El tiempo
Política

Personas en paro se forman en un curso de tapicería de muebles

El Ayuntamiento de Écija ha inaugurado el taller de tapicería que va a desarrollarse en las instalaciones de la extinta empresa de Desarrollo, Sedesa, dentro del programa de formación ‘Tapiemplea’.

Durante los próximos cuatro meses, diez personas se van a formar en tapicería y confección en piel. El curso, incluido en el acuerdo a tres bandas firmado por el Ayuntamiento, la Diputación de Sevilla y la Asociación de Empresas de la Madera y el Mueble de la Comarca de Écija (Aemmce), tiene un presupuesto total de 8.900 euros, financiado por la sociedad instrumental de la Diputación, Prodetur; el Ayuntamiento cede las instalaciones y la maquinaria necesaria para la ejecución del programa formativo y la patronal del mueble buscará la colaboración de las empresas del sector en cuanto a la cesión de maquinaría (si hiciese falta) y materiales.

El convenio marco firmado a tres bandas el pasado 6 de noviembre pretende “abrir la puerta a la colaboración para el desarrollo y ejecución de programas de formación y empleo”, según el Ayuntamiento, que lo presenta como “una propuesta para formar a desempleados de Écija en una profesión con futuro como es la tapicería y confección en piel”.

“Se trata de una ocupación muy demandada por las empresas del sector, faltas de personal cualificado, y que por tanto se configura como una estupenda oportunidad de acceder al mercado de trabajo, bien mediante el empleo por cuenta ajena como mediante el autoempleo”, apunta el consistorio en una nota.

‘Tapiemplea’ es “una oportunidad de formar para el empleo”, dice el Ayuntamiento, para quien el acuerdo a tres bandas con Diputación y con Aemmce “posibilita entre todos la formación de personal desempleado para el acceso al mercado laboral y la solución de muchas empresas del sector de personal cualificado que venga también a redundar en la calidad del proceso productivo y en su competitividad”.

Los objetivos que se pretenden conseguir con el proyecto son la generación de empleo en el sector de la madera y el mueble, necesitado de personal cualificado; atender a las necesidades de formación profesional de los desempleados y desempleadas de Écija; despertar el espíritu emprendedor entre el alumnado participante; y crear empresas auxiliares a la industria de la tapicería, “de manera que una parte de su producción pase a ser llevada a cabo por cooperativas de trabajo asociado y se trate de evitar y eliminar actividades que se desarrollan en talleres clandestinos”, haciendo aflorar así economía sumergida.

El curso tiene 396 horas de duración y tres fases: una de formación específica en ‘Costura en piel’; una de formación para el fomento de la generación de empleo y autoempleo; y otra de formación a la empresa.

FOTO: Archivo