octubre 24, 2021
El tiempo
Política

Los robos y hurtos en el campo se redujeron un 18% en 2014

El año pasado se redujeron los robos y hurtos en el campo ecijano en un 18%. En concreto, se registraron 16 robos y 15 hurtos menos de los que se contabilizaron en 2013, un año en el que también bajaron esos delitos en explotaciones agrícolas de Écija en 50, los robos, y los hurtos en 31 aproximadamente.

Son datos de las fuerzas de seguridad ofrecidos por el Gobierno local (PP-PA) que ha mantenido una reunión con sindicatos y cooperativas agrícolas de Écija para recoger sus demandas sobre la seguridad en el campo, toda vez que los agricultores ecijanos aseguran haber notado un incremento de los robos en sus explotaciones.

Sin embargo, según las cifras que maneja la Policía y que ha hecho públicas el concejal de Agricultura y Medio Ambiente, Carlos Onetti (PP), los robos y hurtos en el campo ecijano han  ido en descenso desde 2012 y hasta el año pasado.

Según Onetti, “hasta 2012 se iban incrementando, pero desde entonces, con medias de vigilancia como las patrullas a caballo o la vigilancia en helicóptero, los robos y hurtos han bajado considerablemente”.

La mayor parte de esos hurtos y robos afectan al material, cableado y aperos. En 2013 hubo aproximadamente 50 robos menos y 31 hurtos menos que en 2012, “y en 2014 se denunciaron 16 robos menos y bajaron en 15 los hurtos en el campo”, según Onetti, que matiza que esa “ligera bajada” se produce en el número de denuncias de esos delitos. “Por eso pedimos a los agricultores que denuncien, porque si no nos consta denuncia, el robo es inexistente”, recuerda.

“Existen varias formas de denunciar”, insiste en ese sentido el concejal de Agricultura y Medio Ambiente, “en persona en comisaría, por teléfono o por internet, y también vamos a intentar, si es posible, habilitar una oficina para denunciar por internet”.

El Ayuntamiento también tiene previsto trasladar a la subdelegación del gobierno las quejas de los agricultores ecijanos y la falta de medios técnicos de la Policía, para incrementar los efectivos, “porque los agentes tienen un solo vehículo, que es escaso, y nos dicen que si tuvieran dos estos robos no sucederían”, concluye Onetti.