octubre 20, 2021
El tiempo
Política

Urge evitar que las obras paradas del Argamasilla creen problemas

El Ayuntamiento de Écija quiere que la Junta de Andalucía reanude cuanto antes las obras de desvío del arroyo Argamasilla, paralizadas desde hace más de medio año y que, mientras tanto, tome medidas para minimizar los problemas que pueden derivar del cauce a medio terminar.

En este sentido, el concejal de Medio Ambiente, Fernando Reina (PA), tiene previsto reunirse el próximo 15 de noviembre con responsables de la Consejería de Medio Ambiente para hacerles llegar un informe técnico sobre el estado actual de las obras abandonadas el pasado mes de mayo.

El Gobierno local (PP-PA) quiere evitar que el cauce a medio terminar provoque problemas de sanidad a los vecinos. “Es una situación que los vecinos no se merecen”, ha estimado Reina en declaraciones a la televisión pública de Écija, “y queremos que los responsables de la Consejería de Medio Ambiente vean cuál es la situación de las obras, y que pueden crear problemas de insalubridad”, opina el edil.

Según Reina su objetivo es “exigir a la Consejería de Medio Ambiente que la empresa que tiene la obra adjudicada actúe, si no para terminarla, si para minimizar los efectos negativos que derivan de su paralización”.

Más de 20 millones para terminarlas. La Junta de Andalucía ha comprometido 20,13 millones de euros en los presupuestos para el año que viene – pendientes de aprobación – para terminar el encauzamiento del arroyo Argamasilla, una obra que busca evitar las periódicas inundaciones de la ciudad haciendo que el cauce de este afluente del río Genil rodee el casco urbano.

Aunque parte del  nuevo trazado discurre por un túnel – en la foto, el anterior consejero de Medio Ambiente, José Juan Díaz Trillo (izquierda), en febrero pasado, visitando las obras del Argamasilla acompañado entre otros por el anterior concejal de Medio Ambiente, Carlos Onetti (PP) -, es el cauce al aire libre el que preocupa al equipo de gobierno astigitano, sobre todo tras las últimas lluvias, que han dejado bolsas de agua en algunas zonas.

En esta intervención la Junta ya lleva invertidos 17 millones, según el presidente autonómico, José Antonio Griñán, que asegura que se trata de una obra prioritaria para su gobierno.