diciembre 5, 2021
El tiempo
Política

El Ayuntamiento redefinirá su proyecto para rehabilitar Peñaflor

El Ayuntamiento de Écija estudia ampliar al interior del Palacio de Peñaflor el proyecto de obras de rehabilitación y consolidación que pretende financiar con cargo a las ayudas del 1,5% cultural, cuyas convocatoria para el año que viene publicará en las próximas semanas el Ministerio de Fomento.

Desde hace años, el equipo de gobierno que preside Ricardo Gil-Toresano (PP), quiere financiar la restauración de la fachada y la primera crujía del palacio con arreglo a las ayudas del 1,5% cultural. Para esas obras calcula necesitar un millón de euros, de los que 750.000 (el 75%) los recibiría del Gobierno central. El 25% restante del presupuesto confía el Ayuntamiento de Écija en que lo aporte la Junta de Andalucía.

El PP entiende ahora que el arreglo del Palacio de Peñaflor – en un estado de deterioro preocupante – no puede limitarse a la fachada. “También hay que actuar en el interior con obras de rehabilitación, consolidación y conservación”, reconoce la portavoz municipal del PP, Silvia Heredia, que afirma que ya se está reuniendo un equipo multidisciplinar de técnicos para elaborar el proyecto que presentar a Fomento.

“Necesitamos el mejor proyecto para el palacio con 750.000 euros”, resume Heredia, que apunta que el trabajo consiste ahora en adaptar la primera iniciativa que tenía el consistorio a las nuevas bases, “que piden ahora un proyecto acorde al uso que se quiera dar al edificio”. “No vamos a arriesgarnos a perder esa posible ayuda”, enfatiza la portavoz municipal del PP.

Además, Heredia reconoce que la Secretaría de Estado de Cultura les ha recomendado tener un plan director para el futuro del Palacio de Peñaflor, como paso necesario para la intervención en el mismo, que el citado organismo también aconseja que se lleve a cabo de manera integral.

En este sentido, un informe sobre el estado de conservación de las pinturas murales de la fachada del palacio de Peñaflor elaborado por técnicos del Instituto de Patrimonio Cultural de España (IPCE), concluye que la intervención en el palacio se debe llevar a cabo “de manera integral, dentro de un plan director, que estudie los muros y formados y englobe a su vez la fachada de piedra de acceso al palacio y a la torre”.

El IPCE señala que el estado de conservación general del palacio es “bastante alarmante” y que hay “grave peligro de desprendimiento” en elementos de la fachada, aunque resalta el buen estado de las cubiertas, restauradas hace años.